Las parejas que no se cortan en público (ni en privado) son más felices y sanas
parejas

Las parejas que no se cortan en público (ni en privado) son más felices y sanas

Nacer, crecer, desarrollarse y encontrar pareja. Hasta ahí es la vida de muchos. Pero si tú y tu pareja añadisteis el paso siguiente: “no cortarse estando juntos ni en público ni en privado”, entonces estáis a otro nivel de felicidad y salud según acaba de demostrar la ciencia.

Las parejas que no se cortan en público (ni en privado) son más felices y sanas

Las parejas más expresivas son más felices

No puedes esperar a que se vaya toda esta gente de la calle para agarrar a tu pareja y besarla. Ni podéis dejar de abrazaros y besaros en una cena o en un cine. Pues un estudio de la Universidad de Ohio (Estados Unidos) afirma que es muy probable que seáis más felices que las parejas que se refrenan. Parece ser que darse unos besos en público cuando apetece ayuda a tener un mejor equilibrio mental.

Las parejas que no se cortan en público (ni en privado) son más felices y sanas

Disfrutar el uno del otro cada día es saludable

“Ahora no nos besamos que estamos con gente”, “aquí no, que quizás viene mi madre”, “aquí no, ¿qué pensará la gente?”… si esto no os suena mucho a ti y a tu pareja y si a todas estas situaciones respondéis con besos y caricias, ¡enhorabuena! Enhorabuena de parte nuestra y de parte de los cardiólogos.

Las parejas que no se cortan en público (ni en privado) son más felices y sanas

Según la doctora Nieca Goldberg, una cardióloga de la Universidad de Nueva York: “las relación tóxicas o estresantes hacen aumentar el índice de ataques al corazón en mujeres”. Si bien sólo habló de estadísticas femeninas, la doctora indica que lo más contrario a una relación tóxica son las relaciones en las que el cariño está en la base de la relación y se expresa a diario.

Si la cosa funciona en público, imagina en privado…

Se ha demostrado que las parejas que más se preocupan por los sentimientos mutuos, más y mejor sexo practican. Así que, resumiendo, cuanto más cariño en público y en privado, más felicidad para ambos.

Fuente: blog.yanidel.com

,